lunes, 9 de octubre de 2017

reflexión sobre la actuación

Marlon Brandon dijo en alguna entrevista que la actuación era una cosa de sobrevivencia humana, que todos lo hacemos de un modo u otro, lo tenemos grabado en el cerebro primitivo como medio de comunicación, de aprendizaje, y un arma intelectual contra distintos peligros que quizás tiene su base en la mentira, el engaño, lo cual demuestra su eficacia.
LA actuación desarrollada por el camino de "el sistema" (que en sí es producto de la evolución de la civilización humana) podría y debería llegar a ser la ciencia más exacta, falible, experimental...

domingo, 30 de julio de 2017

Motín

Quiero izar la alubia vela
de mi enhiesto mástil
en la leal popa de tu bergante
Henchirla con los soplos
del barlovento punzante
mientras crestas espumosas
de tibio mar naufragan
sobre el frío pecho
del Almirante que no mira atrás
sino encara el motín de la blancura
de tus dulces nubes como pompas
que reposan violentas
sobre mi horizonte oscuro.

Quiero surcar el húmedo paso
que tu arrojo abre tras de sí
navegando en tormenta blanquecina
Amarrar a tus nudos
el vigor de las vergas ecuánimes
cuando el timón inmóvil
apuntala el socavón inundado de la tierra
a la ruta certera del inefable misterio
marino, arcaico y suntuoso
que se mece como esperanza
que se ahoga como deleite
en la balsa falsa del polizón farfullero
de este acorazado baldío.

Que en tu cubierta franca se
embarcan los tesoros, las gemas ardientes, los ajuares lustrosos
y el ancla blindada como báculo
del navío impermeable de mi intención,
tridente desbocado en oleajes equinos,
encalla en el flujo de tu huida,
como elude un cuello fino un beso furtivo,
amargo elixir que te empapa de babor a estribor
con trepidantes maremotos del delirio,
se ase a ti como driza tensa del puño
de la vela que respira
la lujuria de un Pirata
que te lo roba
que te lo ha robado todo.





sábado, 29 de julio de 2017

Morir

Espero morir una muerte muerta
furibunda y frondosa,
morir morbosamente, honda
y ampliamente
Espero morir un día claramente,
pálido y occiso
un día espeso que se muera conmigo.
Espero en el lecho vertical que anda y duerme
una muerte macabra que cubra
falcario indómito sobre la vida
mi vida con muerte.
Y se acabe sin miramientos ni desvelos,
que simplemente me ataque
rompiendo el balance iridiscente
que venga mordiendo la existencia
y el cuadro reviente

Que se extinga mortuoria la cantata rubicunda
de nuestro paso sosegado por esta tierra oriunda
Que se escuche el fúnebre aliento
de nuestro decaimiento
Que se escape el aire, el agua
y el deseo
Espero morir inmediatamente que
la vida sucumba y olvide las coordenadas de mi intento
mortalmente
No morir morosamente
sin deberle al cuerpo tiempo
ni a la vida muerte.
Quiero morir terminantemente
sin seguir muriendo
en archivo muerto, feneciendo
arrebatadamente, transgredir el umbral
y acabar tieso, seco, enmudecido e ileso
No quiero seguir viviendo medio muerto
ni seguir sin vida medio vivo
sin el hueco terminal apaciguo e irredento.


jueves, 22 de diciembre de 2016

Perfume

El hombre es la acción
en el devenir
el carácter es el meandro
para abrazar una roca
y la astucia
de no ser
sino estar
actuar
no mojarse
mojar
no empaparse
embriagar
(bien dijo Lorca
el pulpo de revés)

embadurnar
de vida las entrañas
al aire
en lo más profundo de la
intimidad pública
el surco en el campo
la huella en la playa
la hoja que cae
el perfume que de la flor que nadie huele.

sábado, 10 de diciembre de 2016

el absoluto amor de la nada

El absoluto acaba en lo absoluto
nunca termina absuelve la condición
limita los lindes de la nada y lo colosal
y ahí acaba
en la falta y el desvío
en la astucia fúnebre de la vida
y la estoica fruición
¡Fruición, fruición! La envidia revestida,
el ego jugando al destino.
El sol también morirá
pero es nuestra farsa tan breve
que el amor nos parece absoluto
Pero padece y retoza en relación con todo
Habría que ver si es verdad
que la condición sea devenir de la incondicionalidad
(palabra abominable, supuesto inmediato
bocanada insípida y dura)
Habría que ver si es cierto
que la certidumbre es inexacta
cuando la verdad es espuria
y la mentira, serena, se pinta las uñas
El absoluto es un rebelde del azar
el amor cómplice de la vida, camarada de la muerte
Yo es la voz de un límite que
quiere verificar su existencia,
una voz que no escucha que Yo
quiero verificar mi existencia,
un sol que en su corta y casi imperceptible eternidad
se regocija en la inconformidad
y la perversidad de lo indeleble
la debilidad de la creación
el sustento de la relación que excluye huye y rumea
en la sutilísima evanescencia de la materia irracional.



martes, 13 de septiembre de 2016

Música

Música.

Bálsamo, cura, sonrisa y profunda tristeza
siempre exaltada
aún en lo más opaco y bajo
conmemorando lo oscuro de la vida
pero de la vida finalmente
el llanto de un infante en si bemol
el suspiro de la muchacha en fa sostenido
el grito de una madre en sol mayor
la risa de un niño en do mayor
el gemido de una pareja en canon
los lentos pasos de la marcha fúnebre
la única elocuencia del ser humano.
Todas las artes te imitan y parten de ti
matemática de lo inexpresable
invisible color del silencio
sutil desengaño de la diferencia.



miércoles, 10 de agosto de 2016

Detención

hay una eminente eyaculación
trastabillando en el interior de mi discurso
de la retahíla de juicios ociosos y visiones agudas
que tejen el vaivén de mis ideas

hay una máscara de ojos como grilletes
que vela mi intención por defecar la saciedad
con la que la bondad y la ironía del destino
glorifican la inmovilidad de mi felicidad.

Libertad, libertad, libertad…

hay un discurso que se masturba en
la indecisión que merodea la acción
hay una felación perturbadora succionando
la sangría del provecho
Hay ideas que se bifurcan en sí mismas
ahogando el manantial
echando los manojos de hierba a la tierra fértil

desahucio futuro, congoja presente, deseo pasado, muerte perene

Hay una muerte visitadora, rubicunda y noctámbula
en los ojos diurnos de un exiliado y gris atisbamiento
que otrora percibió la agonía de su regreso,
cuánto sufrió cuando nunca volvió.

Hay un orgasmo cohibido en el asombro
taimado que ejecuta la frustración
agazapado en la vacuidad incalculable de mi existencia
que doy bramidos como pinceladas
doy patadas como rimas ácimas
y estocadas como melodías delirantes

Mi libertad vibra en el vacío entre los barrotes

en el silencio entre cada palpitación.